Protesta simbólica del Borussia Dortmund contra el RB Leipzig


El RB Leipzig es un club relativamente nuevo para el fútbol alemán. Su rápido crecimiento se debió no solamente a los éxitos deportivos, sino toda la inversión que hay detrás. Un proyecto financiero fuerte, respaldado por Red Bull.

El gigante de la bebida energética se quedó con la mayoría de acciones de la institución e hizo una seria inversión, basados no tantos en comprar figuras. Más bien, procuró ser mejor observador, revisando en el mercado de juveniles aquellos talentos que le puedan servir.

Si bien este tipo de estrategias son comunes en varios países, principalmente en Europa, la estrategia no es muy bien vista en Alemania. Lo toman con cierto rechazo, fuera de lo tradicional. Al Leipzig lo tienen encasillado como una institución comercial.

No gusta que un equipo sea manejado por una sola empresa y tampoco ciertas prácticas utilizadas para su meteórico ascenso. Todas dentro de lo legal, pero mal vistas: Por ejemplo, la confección de sus divisiones menores, sacando jugadores de otras instituciones con promesas de pago elevadas para tan corta edad.

En ese sentido, uno de los fuertes opositores es el Borussia Dortmund. Cada vez que recibe en su estadio al Leipzig demuestra su rechazo en forma simbólica a través de las pantallas. Cambian el formato, haciéndolo parecer a la antigua.

Es decir, un clásico marcador de fútbol y de esta forma no solo omiten el logo de Red Bull, sino que también se evitan poner su nombre: Utilizan el Rasenballsport.



Patrocinado





Etiquetas

Siguiente