Otra vez disturbios a las afueras del Romelio Martínez

Nuevos disturbios a las afueras del Romelio Martínez

La historia se repite. La pelota rodando y afuera, disturbios, caos. Las manifestaciones y su encontrón con miembros del ESMAD.

El fútbol en Colombia sigue siendo muy cuestionado. Independiente de si la Conmebol dio la autorización para jugar, de si en Barranquilla las autoridades quieren que se juegue, el sentir de las protestas se opone a la medida.

Jugar en medio de un conflicto, con paro nacional, no es algo que se pueda “ocultar” con fútbol. Eso lo hacen saber quienes de alguna forma quieren que en el país se omitan todo tipo de distractores.

Sin embargo, en algunos casos como este, no estar de acuerdo lleva a enfrentamientos y hechos lamentables. A las afueras del Romelio Martínez, mientras se disputaba el primer tiempo del compromiso entre el América de Cali y Atlético Mineiro, manifestantes y miembros del ESMAD se enfrentaban.

Por el efecto de los gases lacrimógenos el partido se interrumpió varias veces. Manos en los ojos, agua y seguir. La pelota no debe dejar de rodar, independiente de la situación tan compleja a las afueras del escenario deportivo. Es el mismo acontecer que 24 horas antes se dio allí, donde Junior y River Plate empataron 1 – 1.

Lo que pasó afuera, mientras jugaban América de Cali y el Atlético Mineiro


Siguiente